atrás

Miss Paraguay 2018 participo en el Desfile de Carretas del Rocio con traje de Manola en el cuarto día de actividades dentro de la programación del Reinado Internacional del Café 2019.

08/01/2019


VER GALERÍA DE FOTOS >>

El desfile de Las carretas del rocío se ha convertido, desde hace varios años, en un termómetro donde se mide la aceptación popular de las candidatas al Reinado Internacional del Café. Todo porque es un espectáculo donde la gente que se ubica a lo largo de la Avenida Santander y la carrera 22 para observar a las candidatas, donde el público comienza a manifestarse en el sentido de cuáles de las aspirantes tiene la  mayor aceptación para llevarse la corona.

Las beldades, vestidas a la usanza española, desde sus carruajes arrastrados por camperos lanzan besos a la multitud que las aclama a su paso. Cuando la caravana multicolor llega al Parque de Caldas, ya han recorrido treinta y cinco cuadras lanzando claveles rojos a las personas que desde tempranas horas se ubican en puntos estratégicos para tener una mejor mirada sobre el desfile. El veredicto lo van dando a medida que observan cuerpos, rostros, miradas y cabello de las participantes.

Cuando el turista se para en la esquina de la Plaza de Bolívar para mirar en dónde viene el desfile, descubre un inmenso mar humano que se balancea al son de la música interpretada por grupos que le dan colorido. Todo porque entre carroza y carroza se organizan grupos folclóricos que a medida que avanzan interpretan aires autóctonos. Chirimías y tunas universitarias hacen las delicias de los observadores por la calidad de los temas que interpretan.

Las Carretas del Rocío es el desfile con más auténtico sabor español que se realiza durante la Feria de Manizales. No solo participan las candidatas al Reinado Internacional del Café, sino también la reina de la feria, la reina veredal y la Señorita Caldas, además de bandas marciales de diferentes ciudades del país que llegan a la capital caldense para tomar parte en el Concurso Nacional que se realiza durante el certamen ferial.

El desfile es una réplica de otro que vio en Sevilla don Oscar Hoyos Botero, el fundador de la Feria de Manizales. Mientras visitaba la península ibérica, se contagió de esa alegría que se vivía durante los desfiles y, obsesionado con la idea de realizar en la capital caldense un espectáculo igual, se ideó este desfile que tiene sabor a la madre patria por la autenticidad de sus expresiones artísticas.







 

ARRIBA